Baños estilo escandinavo: Ideas, imágenes y decoración

  1. ¿Necesitas ayuda con tu baño?
    ¿Necesitas ayuda con tu baño?
  2. Ad
  3. ¿Necesitas ayuda con tu baño?
    ¿Necesitas ayuda con tu baño?
  4. Ad
  5. Ad
  6. Ad
  7. Ad
  8. Ad

Baños de estilo escandinavo

Las características del diseño escandinavo son fáciles de recordar: Simplicidad, función y belleza. Aunque este estilo se originó en países nórdicos donde el clima es frío y el Sol no está presente la mayor parte del día, sus espacios logran reflejar una calidez y luz única en su tipo.

Con un simple vistazo, podemos determinar si una habitación puede catalogarse como escandinava por sus líneas sencillas, colores neutros y la decoración minimalista para lograr ambientes elegantes con elementos naturales y acogedores. En el caso de los baños, su diseño se orienta hacia un espacio luminoso sin importar sus dimensiones, complementando la decoración con telas suaves y materiales naturales como la madera.

¿Qué colores puedo combinar en un baño de estilo escandinavo?

La paleta de colores que utilizan los decoradores de interiores para este estilo se centra en tonos suaves y pasteles con mucha presencia del blanco. No tengas miedo en seleccionar uno o dos colores vibrantes para combinar con piso y paredes neutrales, de esta manera tu baño tendrá personalidad y un estilo único. Recuerda no sobrecargar este pequeño espacio con un tono muy saturado, utiliza el tono vivo en detalles como la cortina del baño, toallas, el vaso del cepillo de dientes, etc. Algunas combinaciones perfectas son: 

Beige + Blanco + Vinotinto / Beige + Marrón + Azul pastel / Blanco + Beige + Amarillo.

Evita a toda costa utilizar en exceso colores oscuros como el negro o el wengué ya que crean una sensación “pesada” y harán que tu baño luzca mucho más pequeño. Cabe destacar que estos colores no suelen presentarse con frecuencia en los baños de diseño escandinavo, utilizándose sólo de manera puntual para detalles decorativos de tono oscuro para crear contraste.

¿Cuáles son los materiales ideales para lograr un baño estilo escandinavo?

Los baños de diseño escandinavo utilizan materiales naturales que pueden llegar a ser inclusive rústicos dependiendo del tratamiento y acabado que se les dé, siempre respetando la paleta de colores clara típica del estilo.

Acero Inoxidable: El acero inoxidable es un material de gran belleza y alta resistencia, dos cualidades importantes al momento de seleccionar un revestimiento para un área de tanto tráfico y exposición a agentes corrosivos como el cloro y otros detergentes. Si eres amante de los detalles cromados, el acero inoxidable es perfecto para utilizar en elementos como manillas, tiradores, toalleros, etc.

Madera: Un elemento que no debe faltar si verdaderamente deseas imprimir la esencia del estilo escandinavo en tu baño. La belleza natural de la madera la hace uno de los revestimientos más populares para casi cualquier espacio; y el baño no es la excepción. Puedes utilizar este revestimiento natural para pisos, paredes y mobiliario, utilizando tonos claros para iluminar el espacio y al mismo tiempo añadir textura al diseño.

Concreto: La tonalidad del concreto lo hace perfecto para combinar con la paleta de colores neutros del estilo escandinavo. Este versátil material puede utilizarse en tanto en paredes como en piso. Los topes del mobiliario se verán increíbles con una superficie de cemento pulido, una opción resistente y económica que encaja perfectamente en un baño de estilo escandinavo.

Piedras Naturales: Los mármoles y granitos añaden textura y un toque de interés a cualquier espacio gracias a sus vetas y colores exóticos. Al igual que la madera y el concreto, puedes utilizarlo tanto en pisos como paredes y topes. La piedra como revestimiento es un otra excelente manera de incorporar la naturaleza a tu baño.

Ladrillo: Con características un poco más rústicas, el ladrillo es una opción que no debes descartar para hacer de tu baño escandinavo un lugar acogedor y encantador. El tono rojo ladrillo no es el más apropiado para revestir una pared focal del baño, pero con una mano de pintura en tono claro tendrás la hermosa textura del ladrillo en tu baño sin sacrificar tu estilo. 

Cerámicas y porcelanatos: Por último, las cerámicas y porcelanatos pueden ser el revestimiento que desees gracias a su amplia gama de patrones y texturas que imitan materiales como el concreto, la madera y las piedras naturales. Además de económicos, puedes utilizarlos en cualquier superficie del baño para proteger y decorar. Los acabados mate son más compatibles con el estilo escandinavo que los modelos pulidos.

Incorpora la naturaleza

Mantener contacto directo con la naturaleza y el entorno exterior es una de las claves del éxito de este popular estilo. La mayoría de los baños cuenta con ventanas minúsculas; y en casos menos favorables, sin ningún tipo de ventanas, lo que dificulta la incorporación del elemento natural al espacio a través de las visuales. 

Es importante que tu baño tenga conexión con la naturaleza ya sea visual o físicamente, así que si quieres darle un toque de verdor a tu diseño, no descartes la opción de colocar plantas. Desde pequeñas macetas decorativas hasta un jardín interno, tener un jardín en el baño no solo te hará sentir una conexión con la naturaleza, la presencia de la vegetación refrescará el ambiente y dará un toque aromático a la estancia.

Utiliza mobiliario el mobiliario correcto

Es imprescindible que las piezas que selecciones tanto para la decoración como para el mobiliario del cuarto de baño sean fieles a las formas y líneas del estilo escandinavo. El blanco es el color ideal para sanitarios y lavamanos, buscando diseños de líneas simples ya sean rectangulares u ovaladas, evitando cualquier tipo de ornamento innecesario. Opta por piezas de estilo contemporáneo con detalles en acero inoxidable para combinar con los tiradores o toalleros que decidas colocar.