Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior sera procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Lo que han hecho en este patio trasero ¡es una joya!

Katherine Aguilar Katherine Aguilar
Google+
Loading admin actions …

Es asombroso las construcciones tan maravillosas que se pueden hacer en madera, los grandes maestros de esto fueron los japoneses con sus majestuosas edificaciones, todas en madera que aún se mantienen en pie, sin tener ningún tipo de articulación o tornillos entre las piezas sino acoples que se daban a partir de ranuras entre los elementos estructurales y que encajaban perfectamente. 

Hoy veremos un proyecto pequeño pero que no por ello deja de tener gracia, es el taller Pompeya para un orfebre, ubicado en el jardín de una casa que tiene 90 años de construcción, la idea era unir lo viejo con lo nuevo, recurriendo a la madera como elemento principal de construcción produciendo un espacio de 20 m². Diseñado por el estudio Odvo Arquitectura y urbanismo quienes hicieron un trabajo asombroso veamos a que me refiero.

Una joya de taller para su orfebre…

Una pergola nocturna

Manteniendo el estilo antiguo de la casa se genera una estructura de madera Sapucaia con columnas y vigas de este material, teniendo una cubierta de 9 metros de largo que acoge en su interior un espacio rectangular con paredes de ladrillo y correderas de madera. A este espacio de trabajo se le anexa un deck, lugar donde nos encontramos de pie cubierto por una pérgola, éste se encuentra inmerso en el maravilloso jardín de la casa.

Celosías correderas

Observemos como el espacio del taller puede cerrarse completamente y al mismo tiempo fusionarse con el exterior al abrir las 4 puertas correderas como se muestra en la imagen, teniendo en su interior otras puertas de policarbonato que permiten el paso de la luz pero frenan el viento si así lo deseamos. Entremos un momento y descubramos qué mas hay.

Un interior acogedor

Al entrar al espacio encontramos una atmósfera de ensueño dada por la iluminación amarilla que siempre da calidez a los espacios y la madera que junto al piso de azulejos de color verde se relaciona con el jardín exterior. El techo se encuentra cubierto de madera frenando el ruido y aminorando el calor dentro del espacio. Toda la pared izquierda esta construida de ladrillo, siendo la fachada que colinda con el vecino por lo que los arquitectos fueron bien inteligentes al cerrarse a ella y generar un mueble completo de almacenamiento de piso a techo, permitiendo que los espacios vivan sólo hacia el jardín de la casa.

El primer boceto

Para cualquier diseño siempre es necesario una primera idea que reflejamos en un sketch, croquis o un garabato como queramos llamarlo, siempre será lo mismo y ¿qué mejor lugar para colocar nuestra mesa de trabajo que frente a aquel paisaje verde y exuberante?, ya se que me pueden decir que estamos frente a una columna pues eso no importa, el ser humano tiende a mirar siempre en diagonal y en perspectiva. Hablando de la columna observemos su materialidad, es de ladrillo al desnudo, sin ningún tipo de recubrimiento, los materiales son trabajados al natural, de una manera rústica y sencilla. ¿Hermoso no creen?

El jardín del Edén

El punto clave del proyecto era mantener el jardín como se encontraba sin abusar de su existencia por lo que se opta por colocar el taller lateralmente y de forma alargada de tal manera de tener un paisaje a donde mirar y cerrarnos al vecino que se encuentra detrás. El acceso es largo y estrecho aminorando el impacto,  con la idea de no desforestar el jardín, los árboles fueron trasplantados en otras zonas. Por lo que finalizamos con un resultado fresco, natural y bajo la sombra de los árboles. Pasemos por ese estrecho camino y veamos que encontramos.

Perspectiva hermosa

Esta hermosa imagen es lo que vemos una vez atravesamos el estrecho camino entre el jardín, un espacio al aire libre pero sabroso para generar primeras ideas bajo la luz y la sombra de cada una de esas hojas.

Celosías sublimes

Y nos despedimos con un acercamiento al cerramiento de este maravilloso taller, un trabajo delicado y con diseño, escondiendo la cerradura y teniendo siempre una trama permeable de diferentes tonalidades en contraste con el ladrillo gris de fondo.

Como siempre digo, no hace falta tener mucho dinero para poder crear atmósferas frescas, acogedoras y maravillosas como es el caso de esta hermosa joya, perfecta para un orfebre.

¿Trabajarías en este pequeño rincón?

Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!