Protege tu casa de miradas curiosas

Silvia Regalado Silvia Regalado
Loading admin actions …

Cada hogar es un lugar de tranquilidad para quienes viven en él. Un lugar para el recogimiento y la intimidad de la familia. Contar con un espacio para nuestra privacidad nos hace sentir seguros y cómodos. Para ello debemos tener un diseño que nos permita sentir que no estamos expuestos ante las miradas de los vecinos sobre nosotros. Existen varias alternativas para lograr esto y gran parte de ellas están pensadas para el área del patio o del jardín.  Si no te sientes completamente satisfecho con la privacidad de tu hogar o crees que la que tienes se puede mejorar, te invitamos a que continúes leyendo este artículo para que te llenes de las mejores ideas y logres sentirte cómodo en la intimidad de tu hogar.

Dile sí a un panel de privacidad

Jardines de estilo moderno por Deck-linéa
Deck-linéa

Palissade IdéAl – Deck-linéa

Deck-linéa

Si prefieres una solución más rápida, puedes optar por un panel de privacidad. Los hay de diversos materiales, madera para un ambiente natural; hormigón, para un aspecto más moderno; o de acero para un estilo más industrial. Tú elige el que más te convenga. Eso sí, a la hora de escoger ten en cuenta que será un gran elemento visual para la entrada de tu hogar. Así que considera cuál es el aspecto que quieres dar, pues será el que siempre te de la bienvenida al lugar.

Con estos consejos, que las miradas curiosas de tus vecinos invadan tu hogar no será problema ¡ya verás!

Si quieres ser la envidia de tus vecinos con una fachada espectacular, lee este artículo.

¿Cuáles son tus derechos legales?

El derecho a la intimidad y a la privacidad está establecido tanto por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), como por la Organización de Estados Americanos (OEA), como un derecho universal. Este fue proclamado en la Asamblea General de la ONU en 1948 y está estipulado de la siguiente manera: “Artículo 12. Nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada, su familia, su domicilio o su correspondencia, ni de ataques en su honra o a su reputación. Toda persona tiene derecho a la protección de la Ley contra tales injerencias o ataques.”

Intenta primero hablar con tus vecinos para encontrar una solución

Tu intimidad al igual que la de tu familia, es un derecho esencial, por tanto, defenderla es una cuestión innegable. Si tienes algún tipo de inconvenientes respecto a eso, no dudes en planteárselo a tus vecinos. Manifiéstales de la manera más cordial y respetuosa que te gustaría aclarar los límites del espacio (en caso de no contar con algo que separe tu casa de las demás), porque tienes pensado instalar alguna valla, o redecorar el diseño de tu jardín o de la entrada de tu casa, etc. No se trata de señalarlos como chismosos, pero tampoco la idea es que crean que lo dejas pasar por alto. Es mejor que te prevengas en aclarar las cosas con tiempo, antes de que sea demasiado tarde.

Planta un seto de privacidad

Si tienes un jardín y no quieres perder el estilo natural, un seto es la mejor opción. Ya que con él podrás cercar todo el perímetro manteniendo el verdor y la frescura de la naturaleza. Antes de plantar uno, infórmate bien de cuál escoger; pues hay varios tipos entre de los cuales puedes considerar aspectos como la rapidez de su crecimiento, la altura a la que llegan, o si florecen o no.

O haz crecer una valla de bambú

Otra manera de sentirte seguro y preservar tu intimidad es plantando una valla de bambú, tal y como se ve en la foto de Bambu Rei Eco-Design Sus características lo hacen ser uno de los preferidos para dichos fines, pues crecen con facilidad en suelos arcillosos y son muy resistentes. Además de que se expanden rápidamente, ofreciendo así, en el menor tiempo posible, una solución naturalmente estética y eficaz.

Otra ecopción: árboles de hojas perennes

Los árboles son el elemento perfecto que la naturaleza ofrece para conseguir la privacidad que tanto deseas. Y es que aunque debas esperar un período de tiempo para conseguir los resultados deseados, sus beneficios son múltiples. Desde un aire mucho más limpio, hasta un aumento del valor de tu propiedad en el mercado, sin mencionar lo hermoso que harán lucir el jardín y lo funcionales que son para cercar el área, delimitar el espacio y tener privacidad. Invertir en ellos es más que una opción ecológica, elige los que sean de hojas perennes para que siempre mantengan su verdor y no te sientas incómodo en los períodos de transición.

¡Cuéntanos cuál opción seguiste y si te dio resultado!
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!