Cómo hacer un hermoso jardín desértico

Evaly Contreras Evaly Contreras
Loading admin actions …

Para ti que eres una persona ocupada, pero que al mismo tiempo te gusta tener una casa hermosa, te traemos hoy una idea sin desperdicio. Todos sabemos que los jardines son hermosos por su verde encanto y sus posibilidades al aire libre, ¿pero quién se cala ese mantenimiento? Desyerbar, sembrar, reemplazar plantas, regar todos los días, encargarse del abono y muchas otras cosas que te quitarán tiempo y sueño. Y tampoco la idea es tener un jardín que se vea feo y descuidado.

Como en Homify sabemos todas esas cosas, en este libro de ideas te vamos a mostrar un tipo de jardín perfecto para ti. El jardín desértico es hermoso y no necesita mucho mantenimiento. ¡Compruebalo tú mismo!

¿Qué es un jardín desértico?

Jardines de estilo moderno por VIVANT LA VIE
VIVANT LA VIE

Objetos de diseño y muebles

VIVANT LA VIE

Puedes identificar un jardín desértico porque se compone de plantas y piedras principalmente. Lo primero es definir el espacio donde quieres ponerlo y luego plantearte el diseño que más te llama la atención, los colores y las plantas.

Preparar el suelo

El primer paso es quitar el monte que está en el fondo y quitar la mala hierba de raíz. También debemos quitar cada piedra que no vayamos a utilizar, de modo que el espacio destinado al jardín desértico quede perfectamente liso y limpio. Luego colocamos arena, gravilla fina o cualquier material que permita airear la tierra al ser mezclado. En este paso también aprovechamos para quitar cualquier raíz o semillas que hayan quedado escondidas al principio. Es importante recordar que el jardín desértico no se lleva bien con el agua y de hecho necesita que el agua se drene fácilmente.

¿Cómo poner las piedras pequeñas?

Jardines de piedras de estilo  por homify
homify

Jardín Nativo en el Campestre, Qro.

homify

Una vez que ya nivelaste y preparaste el suelo, coloca una tela especial y porosa que permita que pase el agua de lluvia. Esta tela se fija con unos clavos plásticos y sirve para fijar sobre ella las piedras pequeñas que elegimos. Estas piedras se pueden conseguir en viveros, de distintos tamaños y colores, así que no temas dejar volar tu imaginación. Sin embargo, nosotros recomendamos elegir más bien colores café o terrenales que no reflejen tanto la luz como el color blanco. También puedes jugar con la forma que vas a dibujar con las piedritas, por ejemplo puedes hacer un sendero o hacer un marco para el área donde vas a sembrar las plantas.

¿Cómo poner las piedras grandes?

Una vez superada la etapa de logística, ahora podemos dedicarnos más a la parte de diseño y estética. Ya hemos distribuido las piedras pequeñas y ahora debemos usar las grandes, normalmente las usamos para reforzar lo que ya cubrimos con las pequeñas. Trata de hacer diseños lindos alternando el tamaño de las piedras. 

¿Cómo ponemos las plantas?

Ahora sí, lo esencial en cualquier jardín. Generalmente en un jardín desértico usamos un tipo de plantas llamadas cactáceas, que normalmente sobreviven muy bien en zonas de poca humedad. Al elegir las plantas, debes ser siempre muy consciente y toma las que realmente sean apropiadas para un jardín desértico y puedan vivir en estas condiciones. Los cáctus vienen de diferentes formas y se ven muy bien. Si quieres añadir una nota de color al jardín, puedes añadir una rosa del desierto.

Algunos optan también por incluir buganvilias, porque son bonitas, coloridas y resistentes al clima seco. Son una buena opción para que el jardín no sea aburrido o monótono. Después de elegir las plantas y los lugares donde vas a sembrarlas, lo siguiente es abrir entre las piedritas que están sobre la tela negra y cortar un poco para colocar las raíces de los cáctus y flores a través de la tela. ¡Estamos casi listos!

¿Un mini-jardín desértico?

Si el espacio es un problema, también puedes tener un jardín desértico pequeño. Sólo tienes que sembrar en una tierra que sea muy porosa en una bandeja con sistema de drenaje y colocar plantas pequeñas. Las piedras que coloques también deben ser de menor tamaño, proporcionales al tamaño de las plantas. Puedes buscar un lugar junto a una ventana o en un balcón para que puedan recibir luz y riégalas una vez a la semana. 

Para mantener tu jardín desértico sólo tienes que abonarlo una vez al año y regarlo cada quince días en verano.

¿Cómo diseñarías tu jardín desértico?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Pide tu consulta gratuita

¡Encuentra inspiración para tu hogar!